sonrisa_3

La ortodoncia se ocupa de la alineación de los dientes, de la corrección de problemas de oclusión y el correcto desarrollo de los dientes, produciendo un equilibrio en el aparato bucal. También se consigue una estética ideal del rostro. Los aparatos de ortodoncia pueden ser:

  • Removibles: aparatos de acrílico que con unos ganchitos metálicos se aguantan en los molares. Sirven para corregir problemas óseos durante la fase de crecimiento del niño.
  • Fijos: los más usados en la actualidad. Se componen principalmente de alambres y brackets, que pueden ser metálicos o cerámicos. Estos últimos son llamados estéticos porque son del color del diente.

Distinguimos tres tipos de tratamientos de ortodoncia:

  • Preventivo: abarca el control de hábitos nocivos que pueden producir una maloclusión (chuparse el dedo, respirar por la boca, masticar sólo por un lado, etc.) y mantener el espacio con los llamados “mantenedores de espacio” cuando un niño pierde un diente de leche antes de tiempo.
  • Interceptivo: se interrumpe una mala oclusión para que no empeore. Se debe de efectuar en edades tempranas para solucionar lo antes posible el problema.
  • Correctivo: se realiza cuando la mala oclusión está ya presente e incluso puede evolucionar a peor.

ORTODONCIA INVISIBLE - INVISALIGN

El tratamiento Invisalign consiste en una serie de aligners o alineadores prácticamente invisibles y extraíbles que se cambian cada dos semanas por un nuevo juego. Cada uno de los alineadores se fabrica específicamente para tus dientes. Conforme los vayas cambiando, tus dientes se irán moviendo, poco a poco, semanas tras semana, hasta que estén alineados y en la posición final prescrita por el odontólogo. Tiene importante ventajas con respecto a la ortodoncia tradicional:

  • Estética: nadie podrá ver que llevas ortodoncia, y podrás sonreír igual durante el tratamiento o después de él.
  • Removible: puedes decidir cuándo quitártela según tus necesidades, además de mantener una perfecta higiene bucal.
  • Comodidad: al no utilizar brackets ni alambres no aparecen rozaduras frecuentes como en la ortodoncia tradicional.

ORTODONCIA LINGUAL - SISTEMA INCÓGNITO

La ortodoncia lingual consiste en colocar todos los brackets por el lado interno de los dientes, quedando libres las superficies visibles. Actualmente está revolucionando el mundo odontológico y cada día es más utilizado. El resultado es idéntico al obtenido a través de la ortodoncia convencional, pero añadiendo ciertas ventajas:
Los brackets se pegan en la superficie interna del diente y no son perceptibles. Esto hace mejorar el tratamiento a nivel estético y por ello es la primera técnica de brackets invisibles.
La ortodoncia lingual es el tratamiento idóneo para casos de ortodoncia muy complejos.
Es un tratamiento completamente personalizado, ya que los brackets del “sistema incógnito” se realizan a medida, permitiendo obtener resultados predecibles y estéticos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies