l tratamiento Invisalign consiste en una serie de aligners o alineadores prácticamente invisibles y extraíbles que se cambian cada dos semanas por un nuevo juego. Cada uno de los alineadores se fabrica específicamente para tus dientes. Conforme los vayas cambiando, tus dientes se irán moviendo, poco a poco, semanas tras semana, hasta que estén alineados y en la posición final prescrita por el odontólogo. Tiene importante ventajas con respecto a la ortodoncia tradicional:

  • Estética: nadie podrá ver que llevas ortodoncia, y podrás sonreír igual durante el tratamiento o después de él.
  • Removible: puedes decidir cuándo quitártela según tus necesidades, además de mantener una perfecta higiene bucal.
  • Comodidad: al no utilizar brackets ni alambres no aparecen rozaduras frecuentes como en la ortodoncia tradicional.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies